El proyecto Ganadería Colombiana Sostenible le cumplió al mundo

En la 3ra Cumbre de Sostenibilidad, el proyecto Ganadería Colombiana Sostenible le demostró al mundo que cuenta con los elementos para probar que la ganadería tiene formas más resilientes al cambio climático, y que cumplió los objetivos propuestos como la adopción y practica de sistemas sostenibles, manejo del medio ambiente, captura de carbono, aumento de la biodiversidad en los ambientes sostenibles, entre otros.

 Durante la 3ra. Cumbre de Sostenibilidad, realizada el pasado 27 de septiembre, el proyecto Ganadería Colombiana Sostenible (GCS), mostró en forma práctica los aportes que, mediante la aplicación de sistemas silvopastoriles, está haciendo al cambio climático en el país.

Manuel Gómez Vivas, coordinador del Proyecto Ganadería Colombiana Sostenible, indicó que, gracias a los logros del proyecto, se logró poner en manos de muchos productores, del gobierno nacional y de entidades internacionales, soluciones efectivas para la reducción de gases de efecto invernadero producidas.

Mostró que la ganadería no es la causante principal de los problemas medioambientales por los que está atravesando el globo terráqueo, sino que existen otras prácticas realizadas por los humanos, que producen efecto invernadero y que son bastante dañinas para el ecosistema.

“Hay un alto porcentaje de los productores que tienen sistemas de producción extensivos con bajas cantidades de biomasa y alimentación para los bovinos, lo que redunda en bajas rentabilidades asociados a los temas de emisión de gases de efecto invernadero”, señaló el experto.

“A partir de esto nace el proyecto Ganadería Colombiana Sostenible como gran piloto con 9 años en el país, que tiene como objetivo la adopción y practica de sistemas sostenibles, manejo del medio ambiente, captura de carbono, aumento de la biodiversidad en los ambientes sostenibles. Podemos decir que este programa cuenta con los elementos para probar que la ganadería tiene formas más resilientes al cambio climático

Una parte fundamental de este proyecto fue empezar a crecer con la red de viveros con 2 millones 600 mil árboles que entregaron. Para esto se instrumentó y creó una red de viveros en las regiones donde operó el programa, además de capacitación a los productores para que aprendan a construir estos lugares y proveerse de semillas.

 

Casos de éxito

Uno de los casos de éxito de este proyecto es el de la finca Sion, en San Martín, Meta. Su propietaria, Blanca Raquel Guerrero, productora y beneficiaria de Ganadería Colombiana Sostenible, señala que esta metodología ayudó a que crecer en la región y en su negocio.

“Iniciamos con árboles dispersos y cercas vivas para hacer la primera transformación. Cuando yo empecé era reubicada por la Agencia Nacional de Tierras y allí inicié con 7 hectáreas de bosque y en este momento cuento con 10 que están complemente aisladas de los animales para tener una buena reforestación nativa”, precisa Guerrero, Esta productora cuenta que hoy en día gracias al proyecto, tiene 36 potreros que los trabaja con cinta eléctrica y está manejando entre 55 y 60 animales.

Este proyecto, que culmina a finales de este año, merece, por sus logros, mantenerse, para tener un futuro mejor, no solo en Colombia sino en todo el planeta.

Sin comentarios

Añadir un comentario